Vladimir Smicer y la gran familia checa

Imagínate que decides contraer matrimonio en uno de los días más importantes del fútbol de tu país, con todo lo que eso conlleva: los nervios del enlace unidos a los de la cita futbolística, tus invitados buscándose la vida para seguir el partido… Bajo esa premisa se mueve el hilo argumental de ‘La gran familia española’, el film dirigido por Daniel Sánchez Arévalo que vio la luz en 2013 y que tuvo una buena acogida en la taquilla. Lo que tal vez desconocía el director madrileño es que su película podría haber estado basada en hechos reales. No sucedió en 2010, ni tuvo como telón de fondo un Mundial, pero Vladimir Smicer vivió una situación muy similar a la de Efraín, el novio de ‘La gran familia española’.

La Eurocopa es un torneo que, tradicionalmente, ha servido para encumbrar a grandes selecciones que, hasta ese momento, no había saboreado la gloria en un Mundial. Holanda en la edición de 1988 o España veinte años después son unos buenos ejemplos de ello. Sin embargo, el torneo del viejo continente también guarda un hueco para algunos equipos nacionales que viven su particular momento de gloria. Sin duda, el caso más llamativo es el de Dinamarca en 1992, pero República Checa en 1996 estuvo muy cerca de emular a la ‘dinamita roja’.

Encuadrado en el grupo C junto a Italia, Alemania y Rusia, pocos pensaban que el equipo de Dusan Uhrin partía como la cenicienta. El 2-0 con el que caía ante Alemania en la primera jornada refrendaba ese papel, pero el destino tenía guardadas sorpresas de lo más positivas para los checos, comenzando por el 2-1 logrado en la segunda jornada ante Italia. Con estos resultados, el combinado centroeuropeo llegaba a la última jornada con esperanzas de colarse en cuartos de final. Su rival era Rusia, una selección que llegaba ya eliminada tras encajar sendas derrotas ante Alemania e Italia. Pese a esto y a verse con un 2-0 en contra al descanso, los rusos se dejaron la piel sobre el césped de Anfield para dar la vuelta al luminoso. A falta de 5 minutos para el final, Beschastnykh, un jugador que conoce bien la afición del Racing, anotaba el 3-2, pero la última bala en la recámara tenía nombre y apellidos: Vladimir Smicer.

OJO, VÍDEO DE YOUTUBE:

Nacido en la localidad de Decin 23 años antes, la carrera de Smicer dio un vuelco ese 1996. Llevó a su equipo, el Slavia de Praga, a ganar el campeonato local, lo que le valió para ser convocado para la Eurocopa. Además, en el terreno sentimental, decidió contraer matrimonio con Pavlina Vizek, hija de un tal Ladislav Pizek que también disputó una Eurocopa allá por 1980. Eso sí, el futuro suegro no se lo puso nada fácil y le retó a mejorar sus éxitos fútbolísticos antes de dar el visto bueno al enlace.

Inspirado o no por el órdago de su suegro, Smicer anotó el empate a 3 definitivo ante Rusia, un resultado que sumado al empate entre Italia y Alemania daba a los checos el billete para cuartos. Smicer había igualado el hito de Ladislav (marcar en una Eurocopa), pero ello suponía otro pequeño disgusto para el padre de su novia: en caso de ganar a Portugal en cuartos debería retrasarse la fecha de la boda, fijada inicialmente para el 28 de junio. La suerte estuvo del lado de Smicer y de los checos fueron rompiendo pronósticos hasta colarse en la gran final, que se jugó el día 29 de junio. Alemania, y más concretamente Oliver Bierhoff, acabaron con su sueño en el primer ‘gol de oro’ de una final europea, aunque esa es otra historia que contaremos otro día.

Sin el título de campeón, pero con un contrato con el Lens francés bajo el brazo y el reconocimiento internacional, Smicer contrajo matrimonio unos días después. No era campeón de Europa, pero había logrado dos éxitos de una tacada: casarse con la mujer que quería y, de paso, despejar las dudas de su suegro. Su relación, al igual que su gesta deportiva, sigue vigente.

@franciscoquiros

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s