Mirko Saric, la promesa que se marchó antes de tiempo

Aún quedan unos meses para su celebración y, aunque las últimas ediciones han tendido a desmentir ese tópico, el 95% de los que pronostiquen sobre el Mundial de Clubes hablarán de una final entre Real Madrid y San Lorenzo de Almagro. El ‘ciclón’ vive días de vino y rosas tras la conquista de un viejo sueño, la Copa Libertadores, pero en Boedo nadie olvida los meses de tristeza que acontecieron en abril del año 2000. No fue una derrota, ni siquiera un descenso de categoría. La forma más dura de la vida golpeó de lleno a San Lorenzo con la muerte de Mirko Saric, uno de los jugadores que estaba llamado a ser grande con la camiseta azulgrana.

Hijo de padres croatas, Saric era un jugador con cualidades bárbaras, tanto desde el punto de vista físico (medía 1’90 cuando llegó a profesionales) como en el ámbito técnico. Amparado en una gran pierna izquierda, el jugador bonaerense fue dando pasos en las categorías inferiores de San Lorenzo, aunque había algo que no acababa de encajar en ese proyecto de crack. “Cuando jugaba en sexta y me ponían en Reserva, pensé en largar porque no soportaba la presión de que miles de personas pudieran reprobarme al mínimo error”, comentaba el propio jugador. Era ahí, en su carácter, donde estaba el agujero negro.

Su entorno lo definía como una persona tímida y humilde, aunque su hermano, en una entrevista concedida días después del siniestro al periódico Olé, confirmaba que “ se hacía problema por cualquier cosa”. Sin embargo, todo ese lado psicológico quedaba en un segundo plano cuando Mirko se enfrentaba a su mejor terapia: el balón. Fue un viejo conocido de la afición del Logroñés, Carlos Aimar, quien le dio la oportunidad de debutar en el primer equipo y lo hizo reemplazando a uno de los jugadores más carismáticos de esa época, el ‘Pipo’ Gorosito.

Pero sería unos años después cuando con la llegada del ‘Cabezón’ Ruggeri (otro jugador con pasado en Las Gaunas) cuando Saric encontró la continuidad y la confianza necesarias para desplegar su mejor fútbol. Se convirtió en un fijo de las alineaciones de San Lorenzo, llevando el peso del ataque junto con otros jugadores que acabaron haciendo carrera en Europa, con mayor o menor fortuna: Bernardo Romeo y Leandro Romagnoli. Como ellos, parecía que el billete al viejo continente le esperaba más pronto que tarde, pero el destino guardaba las peores cartas para Mirko Saric.

Primero fue una lesión grave de ligamentos en su rodilla derecha la que le apartó del primer plano. Alejado de los terrenos de juego, Saric perdía su mejor medicina y sin ella cayó en una profunda depresión. Conscientes del problema, desde el club le aconsejaron hacer terapia, pero ya era demasiado tarde. El 4 de abril del año 2000, Ivana, su madre, preparaba el desayuno como otro día cualquiera. Llamó a Mirko, pero éste no respondió. Ante ello, Ivana subió a la habitación, donde se encontró la terrible escena: Saric se había suicidado, ahorcado con una sabana.

La noticia conmocionó a todo el fútbol argentino y en especial a San Lorenzo, un club que, diez años después, decidió honrar la memoria del jugador dándole su nombre a un vestuario en las instalaciones de las categorías inferiores. El acto estuvo precedido por una misa en la que no faltaron jugadores notables en la historia del ‘ciclón’ e incluso algunos aficionados tan famosos como el actor Viggo Mortensen.

Nadie mejor que Ruggeri, que lo define como el peor momento de su vida como entrenador, para explicar el pesar por una noticia que vino a recordarnos que, aunque muchas veces olvidemos, detrás del futbolista siempre está una persona, con sus miedos, dudas y temores, al igual que el resto de los mortales. Descanse en paz.

@FranciscoQuiros

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s