Balón azteca

image

Llega diciembre y hacemos repaso mental del año. Los aficionados al fútbol recordaremos 2014 por haber sido año de mundial. De Mundial con M mayúscula, como Maradona, de fútbol de un sabor distinto, donde se olvidan los colores del club y se consagran los más grandes. Tras 20 años, el campeonato del mundo volvió al continente americano y, para los que pudimos verlo siendo niños, allí se celebró uno de los campeonatos que marcó nuestra infancia y nuestra  manera de ver el balompié, México 86.

En México 86 asistimos al acta de defunción del jogo bonito. Brasil, que ganó a España en la fase de grupos con un gol de Michel que no dieron por válido, acudía sabiendo que era la última oportunidad de una generación maravillosa de lograr el cetro mundialista . Falcao, Sócrates, Cerezo y Zico componían el, posiblemente, mejor centro del campo de la historia de la Verde-amarela. Y en cuartos de final se enfrentó al Brasil europeo, Francia, con otra generación de ensueño formada por Platini, Tigana, Amoros… El partido terminó en empate, Zico falló una pena máxima, y el billete a semifinales se decidió desde el punto de penalti. En la tanda fallaron Platini y Sócrates. También Julio Cesar. Cuando Luis Fernández, francés de Tarifa, anotó el quinto penalti, Brasil decidió que había que jugar a otra cosa. Y Francia no corrió mucha mejor suerte, se estrellaron contra el granito germano.

Con México 86 aprendimos que el fútbol es algo a lo que se juega once contra once y gana Alemania. Pocas selecciones tan titubeantes se presentaron en la final de un campeonato. Tuvieron problemas para clasificarse en la primera fase pero luego fueron capaces de superar rondas, venciendo por la mínima a Marruecos y a penaltis a México. Así se presentaron en semifinales contra Francia, la revancha del 82 en Sevilla, con el odiado Schumacher en la portería.  Y un fallo de Bats provocó el gol alemán. Dicen los franceses que si Bats hubiera estado en el 82 Francia hubiera jugado la final. Paradojas del fútbol.  Aun estando les bleus exhaustos, fallaron ocasiones increíbles. Al final, la mejor generación de futbolistas franceses llorarían de rabia al ver como se escaba el sueño mundialista.

México 86 fue la explosión de Butragueño. Cuando pensábamos que la dinamita roja danesa nos iba a mandar para casa en octavos de final, el Buitre voló bajo esa tarde de Querétaro y marcó cuatro goles. Cuando pensábamos que a Bélgica le ganaríamos en cuartos, comenzó una maldición que duró 22 años. 22 años sin pasar de cuartos, algo que a las generaciones actuales les puede sonar extraño pero que muchos vivimos con resignación.

México 86 fue la primera colección de cromos de muchos de nosotros. Aquellos álbumes eran como una sucesión de estampitas de santos. Aquel campeonato juntó a Maradona, Zico, Platini, Rummenigge, Futre, Francescoli,  Laudrup o Butragueño. El del 70, también en México, a Riva, Rivera, Charlton, Pele y el Brasil de los cinco dieces o Beckenbauer. El del 66 a Eusebio, Charlton, Beckenbauer, Pele, Garrincha o Yashin. Las colecciones actuales palidecen un poco ante el reparto de aquellos maravillosos años.

Y en México 86 asistimos asombrados a la conquista del trono mundial por parte de Maradona. De El Pelusa poco se puede decir que no se haya dicho ya, así que unas imágenes son mejor que mil palabras.

Hoy, Calamaro le canta a Maradona y al estadio Azteca, lugar donde se produjeron algunos de los más grandes momentos futbolísticos del siglo veinte. Aquel  fútbol de botas negras y pantalones muy cortitos no volverá pero veremos este Mundial con los mismos ojos de aquellos niños que se maravillaron con México 86.

Carlos Saiz (@CarlosSaizD)

Imagen destacada: fourfourtwo.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s