El día en que la radio nos enseñó a soñar con un balón

arsenal 1905 vs everton

En los comienzos de 1927 la radio comenzaba el camino que la convertiría en transformadora de la sociedad mundial, la BBC se había establecido recientemente como corporación publica e iniciado sus transmisiones en la ciudad de Londres.

En aquellos días el Arsenal había contratado a George Allison para desarrollar un nuevo proyecto, el “programa del partido”, un pequeño panfleto que se entregaba, y aún se entrega, a los asistentes a los partidos de local con una previa del encuentro que se disputaba. Allison, periodista de profesión, tuvo una idea que transformaría al fútbol y su interacción con los aficionados.

Contacto a la BBC para proponerles realizar la transmisión radiofónica de un partido de fútbol por primera vez en Europa. Los directivos de la flamante British Broadcasting Corporation aceptaron la propuesta.

El encuentro escogido fue el que medía a los gunners ante el Sheffield United a disputarse el 22 de enero de aquel año. Fue así como hace ochenta y seis años por primera vez los aficionados británicos se reunieron alrededor de los gigantescos aparatos de radio propios de la época para escuchar un partido de fútbol.

George Alison declinó el honor de ser comandar aquella transmisión por lo que el encargado de la primitiva narración fue Teddy Wakelam, ex jugador de rugby y quien dos semanas antes narró el primer encuentro de rugby emitido por radio.

Al ser la primera vez que los radioescuchas iban a seguir un evento de este tipo el productor estrella de la BBC ideó una manera de facilitarle las cosas a los aficionados. Encargó a el Radio Times, suplemento del afamado diario, la publicación de un diagrama con guía que consistía en la división del terreno de juego en zonas numeradas. C. A. Lewis auxiliaría a Wakelam para determinar la zona donde se producían las acciones.

El partido se disputó en un repleto Highbury. La cancha estaba cubierta con hielo gracias al duro invierno británico. El ya desaparecido estadio no estaba condicionado para una trasmisión por lo que los comentaristas tuvieron serias dificultades para apreciar el encuentro.

El partido se desarrollo sin grandes emociones hasta que los locales se fueron adelante gracias a un cabezazo de Charlie Buchan al minuto ochenta. Aquella fue la primera vez que se cantó un gol ante los micrófonos, aunque seguramente fue muy distinta a la manera en que se gritan hoy en día.

El Sheffield fue capaz de igualar el tanteador a través del capitán Billy Gillespie, para poner el 1 a 1 definitivo.

Lo vivido en las canchas fue francamente irrelevante. Lo que pasó a la historia fue lo sucedido en las casas de aquellos afortunados que contaban con un aparato radiofónico. Nacía una de las mayores tradiciones del fútbol mundial. El deporte se propago a través de los transistores, juntando a familias enteras para seguir a su equipo favorito. Mientras los padres escuchaban atentamente los niños imaginaban que eran ellos los protagonistas de aquellas narraciones.

“Oh! pretty work, very pretty (section 5)..now up field (7).. a pretty (5,8) pass.. come on Mercer.. Now then Mercer; hello! Noble’s got it (1,2)”

Artículo escrito por:  @gerzu

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s